Consecuencias del desempleo

1

Consecuencias del desempleo: introducción

Las consecuencias del desempleo no se sufren tan solo a nivel individual, ni siquiera se trata  de un problema puramente económico. Cuando el desempleo alcanzar unos niveles excesivamente altos son muchos los factores en los que este hecho influye y que transcienden lo personal o familiar para pasar a ser un problema social de gran calado.

Aunque analizar las consecuencias del desempleo es un trabajo que precisaría de muchos expertos en diferentes campos, al menos vamos a intentar dar una versión global del problema y demostrar que no se trata del problema de uno,  ni siquiera de los afectados, sino de un problema de todos en general.

115994-shutterstock_126909815

Consecuencias del desempleo a todos los niveles

Las consecuencias del desempleo se pueden evaluar desde varias perspectivas, pero vamos a centrarnos en las más básicas: las consecuencias económicas, las consecuencias sociales y las consecuencias individuales.

Las consecuencias del desempleo a nivel económico son muy evidentes. Se trata de la pescadilla que se muerde la cola, si la economía va mal muchas empresas quiebran o tienen que despedir a trabajadores, los cuales se quedan en el paro. Al no estar trabajando, ellos y sus familias no podrán consumir en la medida en que lo hacían antes. Con el tiempo, estos trabajadores perderán sus prestaciones y en muchos pasos pasarán a depender de sus familias, los cuales también tendrán que recortar muchos gastos para poder ayudarles. Cuánto más altos sean los niveles de paro, más bajará el consumo y al no consumirse más empresas pequeñas cerrarán o despedirán empleados.

A nivel social las consecuencias son también generales y evidentes. Cuándo el paro aumenta de forma notoria se produce una gran sensación de inestabilidad. Incluso aquellos que conservan sus empleos comienzan a tener miedo de perderlos y reducen su consumo tratando de ahorrar por si las cosas fueran mal. Es más fácil que los trabajadores, asustados por la posibilidad de quedar en la calle, acepten recortes económicos y de sus derechos al percibirlos como un mal menor. Esto hace que el trabajo que queda sea mucho peor y  que los demandantes de empleo se vean obligados a aceptar propuestas que ni tan siquiera les permiten alcanzar un nivel de vida aceptable. Esto hace que aparezcan los llamados trabajadores pobres, personas que incluso teniendo un trabajo no pueden cubrir las necesidades básicas de su familia.

Algunos sectores de la población sufren especialmente las consecuencias del desempleo. Por un lado, la falta de puestos de trabajo dificulta enormemente la introducción de los jóvenes en el mercado laboral, que ven que su formación y preparación no ofrecen los frutos esperados. Por otro, las personas mayores de cincuenta años que han perdido sus trabajos y que se encuentran ante un mercado laboral hostil que no mira su experiencia, sino su edad.

Todo esto tiene consecuencias sociales que serán más o menos graves según los niveles de desempleo que se sufran, los cuales tampoco son siempre igual, sino que suelen ser mayores en los barrios más desfavorecidos y entre los sectores más débiles. En estas zonas suele aumentar la delincuencia y el consumo de drogas en modos que pueden llegar a ser muy alarmantes.

A nivel individual las consecuencias del desempleo son también desastrosas. La persona, psicológicamente, se puede ver muy afectada si se prolonga la situación o si no se le da una oportunidad para comenzar en el mercado laboral. Los jóvenes ven como pasan los años y no pueden independizarse ni formar una familia y como sus sueños e ilusiones se desvanecen. Las personas con responsabilidades familiares sufren la angustia e incluso la depresión de no poder sostener a sus seres queridos. Al no disponer de dinero se pierde incluso el contacto con los amigos y la vida social, produciéndose un aislamiento que en nada ayuda a la salud psicológica.

Queda claro que el paro es un problema general y no individual y que las consecuencias del desempleo se sufren a todos los niveles, siendo fundamentales los lazos familiares y solidarios para atravesar esta situación lo mejor posible. Por supuesto, dejando claro que la responsabilidad máxima es de los gobernantes, encargados de llevar a cabo las políticas económicas y sociales destinadas a solucionar el problema dentro de lo posible.

http://www.auladeeconomia.com/articulos15.htm

http://www.pulevasalud.com/ps/contenido.jsp?ID=13164&TIPO_CONTENIDO=Articulo&ID_CATEGORIA=70&ABRIR_SECCION=3&RUTA=1-3-70

http://desempleo-nsk.blogspot.com.es/2009/06/consecuencias-del-desempleo-sobre-la.html